Elecciones en la Nueva Organización Sindical Gastronómica (NOS-CTA)

0
149

El 12 de abril se llevó adelante el proceso eleccionario de la Nueva Organización Sindical Gastronómica, NOS-CTA, con una gran concurrencia de trabajadores (mozos, recepcionistas, camareras, lavacopas, cocineros, mucamas, conserjes, bacheros, reposteros, etc).

Los gastronómicos elegimos

El 12 de abril se llevó adelante el proceso eleccionario de la Nueva Organización Sindical Gastronómica, NOS-CTA, con una gran concurrencia de trabajadores (mozos, recepcionistas, camareras, lavacopas, cocineros, mucamas, conserjes, bacheros, reposteros, etc).

La elección se llevó a cabo en la sede del gremio, que funciona en la CTA de la Capital Federal y también en varios establecimientos, aunque en más de treinta no permitieron el ingreso de las urnas.

Bajo el control de los veedores del Ministerio de Trabajo de la Nación el 60% el padrón se hizo presente y cerca de las 21 hs la Junta Electoral puso en funciones a la nueva Comisión Ejecutiva de la lista Celeste y Blanco, de la cual forma parte un compañero de la Corriente Socialista El Militante.

La formación de nuevos sindicatos

En general, los compañeros de El Militante, consideramos perjudicial la escisión de los sindicatos porque separan a los obreros más concientes y avanzados de la masa de trabajadores que no acompaña esta salida. La burocracia sindical sale beneficiada con esto porque se libera de la presencia incómoda de los activistas sindicales más avanzados y resueltos, y fortalece su posición sobre la mayoría de los trabajadores que permanecen en las estructuras sindicales tradicionales.

Pero, en lo particular, muchas veces la formación de un nuevo gremio podría estar justificada, como por ejemplo el caso de los compañeros del Subte. Seguramente, la realidad de muchos sindicatos y gremios, sea la misma que la del Subte o gastronómicos cuando pelean por la democracia sindical, la elección de delegados, contra la persecución a activistas, etc.

En el caso de la NOS-CTA la construcción de un nuevo gremio comienza con el fraude electoral cometido en el año 1993, cuando Luis Barrionuevo se negó a entregar la conducción de UTHGRA. Cuando la justicia laboral, años después, falló sobre el tema ya había asumido la conducción de Dante Camaño, cuñado de Barrionuevo. Las vías democráticas estaban cerradas dentro del gremio y los compañeros fueron expulsados.

Las tareas de los trabajadores gastronómicos 

La UNIDAD de los gastronómicos sólo podrá darse con la premisa de conquistar el apoyo de la mayoría de los trabajadores que hoy se encuentran en UTHGRA. Por lo tanto, es nuestro deber forjar vínculos con la gran cantidad de compañeros honestos que aún permanecen en las bases de UTHGRA, y así estimular la formación de corrientes clasistas en su interior y unificar ambos gremios por la base.

Sólo después de esto,  será un detalle si la UNIDAD de los gastronómicos vendrá de la integración futura del NOS en UTHGRA, con una dirección clasista, o bien con el ingreso al NOS de la mayoría de la base de UTHGRA.