CUBA, VENEZUELA, BOLIVIA COMBATEN CONTRA EL IMPERIALISMO

0
220

El pueblo boliviano se encuentra nuevamente en pie de lucha. Los acontecimientos en el altiplano hacen temblar a la oligarquía boliviana y preocupan mucho al imperialismo.

América Latina avanza al socialismo

El pueblo boliviano se encuentra nuevamente en pie de lucha. Los acontecimientos en el altiplano hacen temblar a la oligarquía boliviana y preocupan mucho al imperialismo. Los sucesos de octubre del 2003 están grabados en la mente del pueblo boliviano y latinoamericano. Todo esto lo saben muy bien los gobernantes bolivianos y es cuestión de tiempo para que el pueblo los derribe igual que al “Gringo Goni” y a Mesa. Lo significativo es que este nuevo ascenso de lucha del pueblo boliviano, se añade a los acontecimientos históricos que vienen sucediendo en Venezuela. Sucesos como el de Bolivia, o también como hace unos meses atrás los de Ecuador, tienen una importancia trascendental en la lucha de nuestros pueblos, debido a que en estas luchas se está jugando el destino de la humanidad. Es por eso que todo lo que está ocurriendo en Bolivia, y en Venezuela, debe ser del mayor interés para nuestros pueblos y para los que estamos comprometidos a luchar por una sociedad justa, una sociedad donde no existan explotados ni explotadores.

En Venezuela, el nivel de organización y de conciencia en el movimiento obrero y popular se ha desarrollado cualitativa y cuantitativamente, producto de lo cual las posibilidades de avanzar hacia el socialismo es una realidad cada vez más cercana. Es por esta razón que aumenta el peligro de que el imperialismo Yankee intervenga en Venezuela para aplastar este proceso revolucionario. Las comparaciones históricas que se hacen con otros procesos sociales o revolucionarios, como el de España del 37, Bolivia del 52, el gobierno de Allende en Chile o el de Velasco Alvarado en nuestro Perú, son antecedentes muy importantes debido a que muestran lo que podría ocurrir en la tierra de Simón Bolívar. Es por eso que el triunfo de la revolución socialista en Venezuela sería un hecho realmente trascendental a favor de los pobres y entusiasmaría a todos los pueblos del mundo, especialmente a los de América Latina, lo que provocaría que las luchas que se vienen desarrollando actualmente, den un salto cualitativo y se conviertan en luchas revolucionarias por la toma del poder.

Para la revolución cubana, es de mucha importancia lo que ocurre y pueda ocurrir en Venezuela, debido a que si triunfara la contrarrevolución y los capitalistas tomaran el poder absoluto del gobierno y del estado, inmediatamente se derogarían todas las leyes a favor del pueblo y se desorganizaría todo lo avanzado, esto levantaría la moral de los capitalistas en Venezuela como también al propio imperialismo, lo que les daría la confianza y la seguridad suficiente para comenzar la intervención militar en Cuba. Es por esa razón que es muy importante el triunfo revolucionario del socialismo en Venezuela, lo cual se convertiría también en el mejor apoyo efectivo y de respaldo mutuo con la revolución cubana. Esa idea que surgió, de establecer una FEDERACIÓN SOCIALISTA DE CUBA Y VENEZUELA ya no es simplemente un deseo ilusorio, sino que se ha tornado una posibilidad real, además de que es una necesidad de supervivencia y resistencia frente al ataque constante del imperialismo norteamericano. Cuando esta federación se haga realidad, demostrará una vez más el enorme potencial y la capacidad extraordinaria de lo que es capaz de realizar una revolución socialista.

El apoyo permanente al pueblo boliviano, a la revolución bolivariana en Venezuela y a la defensa de la revolución cubana, es una obligación de todos los pueblos del mundo y en particular de todos los latinoamericanos. Los marxistas por supuesto debemos ser los primeros en ocupar nuestras trincheras de combate. Todos los socialistas y comunistas que peleamos por el derrocamiento del capitalismo, estamos en el deber de poner los intereses de clase por delante, antes que la notoriedad de tal o cual organización.

Tomemos en consideración que la historia no da oportunidades tan seguidas como quisiéramos, por lo tanto, si dejamos pasar estas circunstancias tan favorables como las que se están dando en Venezuela, es absolutamente seguro que los capitalistas recuperarán sus gastadas fuerzas y pasarán a la ofensiva cuando estén fuertes otra vez. entonces tomaran nuevamente el mando del gobierno y del estado, iniciando rápidamente las represalias contra el pueblo, en donde las masacres masivas estarán dirigidas y ejecutadas por el imperialismo, a lo que se agregarán las defunciones “repentinas” de los dirigentes revolucionarios, así como también los asesinatos y desapariciones de cientos de miles de honestos luchadores.

Esta afirmación no es una especulación, muy por el contrario ya ha sucedido repetidas veces en la historia de nuestros pueblos y para que no siga ocurriendo debemos aprender la lección de que NO HAY QUE TENER NINGUNA CONFIANZA EN LOS CAPITALISTAS. Hay que tomar en cuenta que los capitalistas tienen la ventaja de que están en el poder a nivel mundial y tienen mucha experiencia en la lucha de clases contra los pobres, el menor error o descuido por parte del pueblo la aprovechan radicalmente a su favor y no lo piensan demasiado cuando se trata de asesinar a miles de personas pobres, porque para los capitalistas primero están sus intereses de clase antes que los derechos humanos. Hay que tener esto muy en cuenta.

Por eso es que urge la unidad de los pueblos en defensa de Cuba, Venezuela, Bolivia y todos los demás países donde existan procesos de lucha en contra del capitalismo o el imperialismo. De la misma manera esta unidad nos debe llevar a forjar una dirección revolucionaria a nivel internacional para estar organizados y acabar finalmente con este sistema capitalista de una vez por todas, implantando definitivamente el socialismo en todo el mundo.