Por una verdadera Ley de Educación pública, laica y gratuita

0
101

El Gobierno no va a introducir cambios sustanciales en su Ley de Educación, según el Documento Base presentado. Se proponen tímidas reformas, que suponen sólo un paliativo al caos del sistema educativo actual.
Se contempla la educación inicial obligatoria a partir de los 5 años, dejando el ciclo de 0-5 años a voluntad de provincias y municipios y, sobre todo, de la educación privada, que verá aumentada las ayudas públicas que recibe anualmente. Se señala, además, que la religión juega un papel central en la "formación integral" del individuo.
También se considera parte del sistema educativo "la acreditación de aprendizajes en ámbitos de educación no formales y de experiencia laboral", legalizando así la intervención de empresas privadas en la Educación, no sometidas a control curricular público ni pedagógico alguno. De esta manera, se utiliza la educación como un negocio en manos de empresarios y grupos religiosos.
El Documento critica los efectos devastadores de la descentralización del sistema educativo, pero no plantea la vuelta a un sistema estatal unificado que garantice la misma calidad en todas las zonas del país, planteando solamente la introducción de "contenidos curriculares comunes", y manteniendo la provincialización de la educación, sometida al arbitrio de los gobernadores de turno.
A nivel presupuestario se mantiene el objetivo de destinar un tope del 6% del PBI a la Educación para el 2010, que incluye aportes privados de empresas y grupos religiosos.
Lamentablemente la dirigencia del sindicato docente, CTERA, no plantee ninguna oposición a este Documento.
Por esto, es necesario los trabajadores docentes y el movimiento estudiantil respondan con fuerza a este lavado de fachada del sistema educativo.
En este sentido, acordamos con la propuesta de organizar un Congreso Nacional Educativo, con delegados elegidos en las escuelas y universidades, a nivel docente, no docente y estudiantil, que discuta a fondo la problemática educativa, que proponga una alternativa de clase y democrática, con el desafío de conseguir la participación de los estudiantes, padres y docentes.

Desde la Corriente Socialista El Militante proponemos algunas reivindicaciones a considerar en la lucha:

*Por un sistema educativo único estatal, laico y gratuito. No a la educación privada.
*No a la descentralización, municipalización, etc. que incrementan la influencia privada, de punteros políticos, sectores religiosos y empresariales en la educación.
*Educación obligatoria y gratuita de 0 a 18 años.
*Edificios habitables con infraestructura completa y equipamiento integral (materiales didácticos, bibliotecas, laboratorios, informatización, etc.)
*Aulas suficientes y con no más de 20 alumnos.
*Incremento de las Becas para estudiantes de bajos recursos. Boleto estudiantil
*Salario básico docente acorde a la canasta familiar.
*Jubilación docente con ingresos iguales a los activos.
*Cargos suficientes, no al cierre de cursos, ni a los bloques y desaparición de materias.
*Capacitación estatal gratuita y permanente.
*Abajo la reaccionaria Ley Federal de Educación, abajo la restrictiva Ley de Financiamiento educativo. No a la Ley de Educación Técnica que la subordina a las necesidades de las empresas. No a la antidemocrática y privatizadora Ley de Educación Superior. 
*Por una Ley de Educación marco, que abarque todos los niveles (del preescolar a la Universidad) y que responda a las necesidades educativas de las familias trabajadoras.
*Por un presupuesto educativo adecuado a esas necesidades, con financiación 100% pública. Plata hay, se pagan miles de millones de dólares de deuda, se subsidian a los colegios privados; y las privatizadas, monopolios y bancos se llevan otro tanto de ganancias al año.

Corriente Socialista El Militante
http://argentina.elmilitante.org